lunes, 6 de marzo de 2017

12 Carteles para nuestro 50 Aniversario

Si, 12 carteles, uno para cada mes de este curso en el que cumplimos 50 años de docencia en Delineación de la Construcción, actualmente Ciclo Formativo de Grado Superior de Proyectos de Edificación. Cada uno de ellos contiene un lema que conecta con el del siguiente cartel, además de la silueta de un edificio realizada con el Tangram. Si no sabes el origen del Tangram, más adelante te lo explicamos. La gama de colores es un tanto provocadora, en casi todos los carteles combinamos los colores opuestos en el círculo cromático para generar un alto contraste. Todo ello, a modo de campaña publicitaria dentro de nuestro instituto, el IES Politécnico Jesús Marín.


Los estamos exponiendo en el corcho más cercano a las dependencias de nuestro departamento, justo en frente de la biblioteca. Al final de este año habremos completado 12 carteles, en el que el último lema conectará con el primero. Un poco como alegoría del paso de los cursos, en los que todo se reorganiza para volver a empezar con nuevos alumnos enfrentando con ilusión una nueva etapa en su vida formativa. Seguramente dejaremos los carteles en una exposición virtual y quizá también por los pasillos de nuestro instituto cuando se complete el año de celebración, en septiembre de este año. Mientras tanto, os dejamos con un adelanto de lo que llevamos publicado, que sirva también para exteriorizar las actividades que desarrollamos para el público más cercano.


¿Qué es el TANGRAM?
Es un juego compuesto por 7 piezas planas llamadas “Tans”, con las que se puede construir más de 10.000 formas diferentes. Se trata de un juego individual, con el que estimular la creatividad y la visión espacial. Los chinos lo llaman tabla de la sabiduría (Chi Chiao Pan) o tabla de los siete elementos. Está compuesto por las siguientes figuras:

·         Un cuadrado
·         Un romboide y
·         Cinco triángulos, de los cuales,
o    Dos son grandes
o    Dos son pequeños y
o    Uno mediano.

Componiendo todos juntos un cuadrado perfecto.
Piezas del Tangram

La suma de las superficies de los dos triángulos mayores, supone la mitad de la superficie del cuadrado que forman todas las figuras juntas. De la misma forma, podemos afirmar que, el cuadrado, el romboide y el triángulo mediano, disponen de una superficie que supone la mitad de la que tienen cada uno de los triángulos grandes. A su vez, los dos triángulos menores disponen de una superficie que supone la mitad de la superficie de cada una de las tres figuras anteriormente citadas y la cuarta parte de la de los triángulos mayores. Ordenando las piezas de mayor a menor, matemáticamente podemos expresarlo de la siguiente forma:

1/4+ 1/4 + 1/8 + 1/8 + 1/8 + 1/16 + 1/16 = 1

Reglas del juego.-
Son muy simples. Con las piezas anteriormente mencionadas deben componerse diferentes siluetas, para lo cual, no debe sobrar ninguna de las piezas y tampoco pueden superponerse. Todas ellas deben estar contenidas en el mismo plano.

Etimología de la palabra TANGRAM.-
No está muy claro el origen del término, pero la versión más admitida asegura que la ideó un viajero ingles mezclando dos expresiones. Por un lado la palabra en cantonésTang” que significa chino y por otro la palabra en latíngrama” que significa escrito o gráfico.


Historia del Tangram
El juego probablemente nació durante la dinastía Song, a partir del juego de muebles Yanjitu. Atendiendo a la documentación de carácter histórico procedente de China, originariamente este tipo de muebles estaban compuestos por un juego de 6 mesas rectangulares. Más adelante se agregó una mesa triangular y los usuarios podían situar las mesas de forma que todas juntas formaran una mesa cuadrada más grande. Con la dinastía Ming hubo más cambios y posteriormente fue cuando se convirtió en un juego.

A partir del siglo XVIII, se divulgaron en Europa y América varias versiones traducidas de libros chinos, en los que se exponían las reglas del Tangram. El juego se volvió muy popular, lo jugaban tanto niños como adultos, personas de toda clase social, se había convertido en un juego universal. Napoleón Bonaparte, desde su exilio en la isla de Santa Elena, se convirtió en un auténtico experto en Tangram.


Usos actuales
Hoy día, el Tangram fundamentalmente se utiliza como un juego, aunque también tiene cierto campo de aplicación en la psicología, filosofía oriental y más intensamente en pedagogía. Para evaluar el desarrollo de capacidades psicomotrices, espaciales e intelectuales de niños y ancianos, puesto que posibilita trabajar de forma más o menos lúdica, el manejo concreto de figuras, con la formación de ideas abstractas. También se utiliza con cierta frecuencia en el aprendizaje de conceptos de geometría plana, tanto en matemáticas como en diseño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada